Haku Wiñay/Noa Jayatai

La Estrategia Nacional de Desarrollo e Inclusión Social del MIDIS define la Inclusión Económica como el proceso que conduce a ampliar las oportunidades económicas para las familias en territorios de alta pobreza y, de esa manera, incrementar el ingreso autónomo de los hogares bajo un enfoque de desarrollo rural territorial.

Al respecto, se busca establecer las pautas y criterios que orienten la ejecución de intervenciones focalizadas que contribuyan a que las personas vulnerables logren incorporarse al dinamismo de la economía nacional o de las economías regionales a través de actividades que impulsen el desarrollo productivo y la generación y diversificación de ingresos.

La Inclusión Económica será entonces una situación en la que todas las personas cuentan con los servicios, bienes públicos y capacidades que les permiten aportar y beneficiarse del dinamismo económico, generando sosteniblemente los ingresos que sus hogares necesitan sin necesidad de transferencias monetarias directas del Estado.

El nuevo rol de FONCODES como parte del Eje 4 (de inclusión económica) de la Estrategia Nacional “Incluir para Crecer” consiste en intervenir en hogares en situación de pobreza, en articulación con los Gobiernos Regionales y Locales y con programas que corresponden a otros sectores y del MIDIS, para aumentar las oportunidades y capacidades de los hogares e incrementar sus propios ingresos, a través de la mejora de la cobertura y calidad de servicios básicos para las familias, en una primera etapa, y la promoción de acceso a actividades comerciales, mejorando las capacidades y el acceso a servicios económicos, posteriormente.

En este contexto, una de las principales líneas de intervención que FONCODES ha diseñado en el marco de su nuevo rol y de la Estrategia Nacional “Incluir para Crecer” (Eje estratégico 4: Inclusión económica), son los proyectos Haku Wiñay/Noa Jayatai del MIDIS –FONCODES dirigido hacia los hogares rurales en situación de pobreza y extrema pobreza en centros poblados de la sierra y selva.

1.1     Población objetivo: Hogares en situación de pobreza y extrema pobreza en centros poblados de la sierra y selva, preferentemente con las características siguientes:

Centros poblados con al menos 40 hogares ubicados en distritos rurales y en pobreza extrema (quintil 1 de pobreza).

Centros poblados con beneficiarios del programa JUNTOS.

Mostrar interés y compromiso de los hogares por adoptar e incorporar las tecnologías productivas y los demás componentes de los proyectos.

Mostrar disposición de los hogares para proporcionar su aporte en mano de obra y materiales de la zona, requeridos para la ejecución de los proyectos.

La municipalidad distrital donde se localiza el proyecto, debe asumir compromisos para apoyar y cofinanciar algunas actividades del Proyecto, así como garantizar la continuidad de las acciones durante y después de concluido el plazo de vigencia de los convenios de ejecución de los mismos.

1.2     Objetivos

1.2.1  Objetivo general:

Los proyectos Haku Wiñay/Noa Jayatai del MIDIS –FONCODES tienen como objetivo general, desarrollar capacidades productivas y de emprendimientos rurales, que contribuyan a la generación y diversificación de ingresos, así como a la mejora del acceso a la seguridad alimentaria de dichos hogares, mejorando las capacidades técnicas, dotando de activos productivos, fortaleciendo el capital humano y el capital social.

1.2.2   Objetivos específicos:

  • Fortalecer y consolidar los sistemas de producción familiar, mediante asistencia técnica, capacitación y dotación de activos productivos para la adopción de innovaciones tecnológicas productivas.
  • Promover la vivienda rural saludable de los hogares, mediante la instalación de cocinas mejoradas, agua segura y disposición de residuos sólidos.
  • Promover negocios rurales inclusivos, mediante de fondos concursables.
  • Fomentar capacidades financieras de los hogares en temas vinculados con la alfabetización financiera y promoción del ahorro.

1.3.  Componentes del programa Haku Wiñay/Noa Jayatai

Comprende cuatro componentes, que se indican a continuación:

1.3.1. Fortalecimiento del sistema de producción familiar rural

Las innovaciones tecnológicas productivas son muy flexibles para adecuarse a las condiciones económicas, sociales y culturales de los hogares y priorizan el enfoque agroecológico (adaptación al cambio climático), interculturalidad y equidad de género.

La asistencia técnica y capacitación es individualizada, por hogar, para facilitar la implantación de buenas prácticas para la adopción de innovaciones tecnológicas productivas proporcionadas por los yachachiq, que incluyen la entrega de pequeños activos productivos de uso y beneficio directo de los hogares.

El yachachiq es un campesino o campesina que sabe y enseña, es un líder (lideresa) o técnico agropecuario, reconocido en la comunidad, llamado también “experto local”. Vive en la zona del proyecto.

1.3.2. Mejora de la vivienda saludable

Mediante este componente se mejoran las viviendas de los hogares que generalmente se encuentran dentro de los predios o están muy cerca de ellas, para contribuir a la mejora de las condiciones de vida de los hogares, incorporando innovaciones en las cocinas, uso de agua, manejo de residuos sólidos y ordenamiento de los espacios de la vivienda.  

1.3.3. Promoción de negocios rurales inclusivos

Consiste en promover y cofinanciar, a través de fondos concursables, diversas iniciativas productivas, de transformación y comercialización de los pequeños productores rurales en situación de pobreza pero con potencialidades para su desarrollo, con la intervención del Comité Local de Asignación de Recursos (CLAR). 

El CLAR es una instancia de participación local y democrática conformada por diversos representantes de la sociedad civil, con el objetivo de evaluar, seleccionar y asignar los recursos necesarios para la gestión de los emprendimientos y premiar a los grupos de interés ganadores de los concursos. El CLAR se organiza en el territorio de un distrito donde se localizan los proyectos y opera en la etapa de ejecución de dichos proyectos.

Se promueven pequeños emprendimientos agrarios y no agrarios, para la generación de ingresos a través de su articulación principalmente al mercado local. Para tal efecto, los usuarios de los proyectos se organizan en “grupos de interés”, de un promedio de 5 hogares, los que se organizan según líneas de negocios y presentan sus perfiles de negocios ante el CLAR, para lo cual reciben la asistencia técnica y capacitación necesaria de los yachachiq.

La ejecución de los recursos de los emprendimientos, que han sido premiados, se realiza a través del Núcleo Ejecutor Central- NEC, quien contrata al asistente técnico y realiza la entrega de equipamiento y materiales a los “grupos de interés”.

1.3.4. Fomento de capacidades financieras

Consiste en promover entre los hogares dos aspectos de inclusión financiera, a través de módulos de capacitación de educación y alfabetización financiera, proporcionando información y conocimientos básicos sobre el sistema financiero nacional y la promoción del ahorro para facilitar la incorporación de los usuarios a un sistema de ahorros.

 

Durante el periodo 2012 – 2015 se han atendido 96,503 hogares rurales. 

 

Herramientas Útiles: Acceso a la información Denuncias Consulta tu trámite

 

Dirección: Av. Paseo de la República 3101, San Isidro - Lima - Perú

Teléfono: (01) 311-8900